Una apicultora de Texas retira un enjambre de abejas con sus manos denudas y se hace viral

La profesional de Austin comparte varios vídeos de ella misma mientras maneja valientemente miles de insectos

06.06.2021 | 17:33
Una imagen de un enjambre de abejas en un panal

El espectacular vídeo de una apicultora de Texas recogiendo un enjambre de abejas vivas con sus propias manos se volvió viral, acumulando más de 20 millones de visitas en TikTok. Erika Thompson, una apicultora profesional con sede en la ciudad de Austin, comparte muchos videos de sí misma manejando con valentía miles de insectos en su cuenta de TikTok, @texasbeeworks.

En su clip más reciente, que compartió a principios de esta semana, documenta cómo la llamaron para sacar un enjambre de abejas de una sombrilla al aire libre, lo que hizo sin miedo, recogiéndolas puñado a puñado y cargándolas en una colmena con la ayuda de una abeja reina extra que había llevado consigo.

@texasbeeworks

#bees #nature #summer #tiktok #fyp

? original sound - Erika Thompson


Erika explicó por qué no le teme a las abejas, y por qué al contrario de lo que harían muchas personas, no huye. "Suelen ser muy dóciles ya que no tienen recursos para defender. No tienen una colmena, comida o abejas bebés que proteger", dijo. "Pero deberían tener una reina. Entonces, con cada puñado de abejas que recogí, pasé tiempo buscando a la reina. Operé este proceso una y otra vez", continuó explicando la experta. 'Para cuando eliminé la mayoría de las abejas, todavía no había visto a la reina. Y me di cuenta de que este era un caso inusual de un enjambre sin reina", dijo.

"La colonia no sobreviviría sin una reina, pero afortunadamente yo tenía una reina extra que podía darles", agregó. "Tan pronto como le di a la reina a la colonia, se apresuraron a recibirla", dijo. Si no la aceptaban, intentarían matarla. Si la aceptaban, la liberarían de la caja masticando un caramelo que se tapaba en un extremo. "Tan pronto como las abejas de la colmena se encontraron con la nueva reina, comenzaron a enviar señales a las otras abejas para que salieran del paraguas y entraran en la caja", dijo la joven apicultora. "Así que esperé en el enjambre de abejas mientras la colonia se mudaba a su nuevo hogar", dijo.

Casi todas las abejas se habían movido en 15 minutos y Erika vio que estaban aceptando a la nueva reina. Posteriormente trasladó la nueva comunidad a su colmenar "para que pudieran continuar el importante trabajo que hacen que es más seguro para ellos y para las personas".
noticias de noticiasdenavarra