Dueños del espacio

No sólo de SUV se nutre el mercado. Afortunadamente, los grandes monovolúmenes siguen estando presentes y vivos con nuevos lanzamientos, como los de los Ford S-Max y Galaxy ahora con propulsión híbrida.

27.02.2021 | 14:40
Dueños del espacio

Cuando todo el mundo parece haberse vuelto loco con la moda de los SUV, afortunadamente todavía hay marcas que apuestan por otro tipo de carrocerías. En Ford, que también cuentan con excelentes propuestas en el segmento de moda, siguen creyendo en los grandes monovolúmenes con dos configuraciones de lo más tentadoras: los S-Max y Galaxy. Ambos estrenan ahora la mecánica híbrida gasolina/eléctrica compuesta por un motor de gasolina atmosférico de cuatro cilindros ciclo Atkinson y 2,5 litros de capacidad y otro eléctrico junto a una batería, situada bajo el maletero, de iones de litio de 1,1 kWh; un sistema de propulsión que, según Ford, "reduce en más de un 10% las emisiones de CO2 en comparación con el modelo diésel".

Comenzando por el S-Max Hybrid, su elegante y deportiva línea se combina con un habitáculo con siete asientos en el que "no se ha comprometido el espacio, la flexibilidad o la experiencia de conducción deportiva del modelo. Los 190 CV de potencia disponibles junto a un par motor de 200 Nm se trasladan a través de la última generación de la transmisión power-split de Ford (CVT). La energía eléctrica entra en acción de modo inteligente, bien para potenciar la eficiencia en el consumo de combustible, bien para ofrecer una conducción silenciosa y puramente eléctrica durante periodos cortos, dependiendo del escenario", precisan desde la marca del óvalo. Asimismo, la batería se carga de modo automático gracias a la acción del motor de gasolina y a la tecnología de carga regenerativa, que se activa al reducir la velocidad o al frenar" (en las frenadas recupera hasta el 90% de la energía de la deceleración).

El propio responsable de Turismos de Ford Europa, Roelant de Waard, hace hincapié en que "desde una experiencia de conducción deportiva, similar a la de un coche, hasta los asientos que se pliegan con solo pulsar un botón, las innovaciones que se adaptan a la vida familiar siempre han sido una parte importante del atractivo del S-Max. Esto marca la diferencia, y hace que su nueva variante con sistema de propulsión híbrido sea la evolución natural de la gama". Todas estas cualidades de la nueva versión también se extienden al monovolumen de lujo que representa el Galaxy Hybrid, igualmente disponible con siete plazas.

Y lo mejor es que la apuesta por la hibridación no ha restado capacidad interior. De hecho, el S-Max, por ejemplo, junto a las diversas combinaciones para los asientos y el equipaje, fácilmente configurables, puede llegar a disponer de un espacio de almacenamiento de hasta 2.200 litros si se cuenta desde la parte trasera de la primera fila de butacas, admitir objetos de hasta casi un metro de altura y más de un metro de anchura entre el hueco de las ruedas traseras, sin olvidar que ofrece 285 litros de maletero con sus siete plazas ocupadas. En otro sentido, cabe destacar su capacidad de remolque, que oscila entre 1.560 y 1.750 kilogramos, dependiendo de si se trata de la variante de siete o cinco asientos. Aunque S-Max y Galaxy comparten anchura (1,916 metros) y distancia entre ejes (2,850 metros), la mayor altura y largura del Galaxy (4,853 y 1,770 metros) frente al S-Max (4,804 y 1,684 metros) le confieren todavía mayor habitabilidad y maletero: 2.339 litros con solo dos plazas y 300 litros para equipaje con siete ocupantes.

Los registros de rendimiento de los S-Max y Galaxy Hybrid también convencen, con una velocidad máxima de 185 km/h, un paso de 0 a 100 km/h en 9,8 y 10,0 segundos, consumos medios WLTP de 6,4 y 6,5 litros y emisiones de CO2 de 146 a 149 gramos por kilómetro. Junto a un equipamiento de confort, seguridad y conectividad de primera línea, los nuevos S-Max Hybrid y Galaxy Hybrid destacan igualmente por sus mecanismos de asistencias a la conducción.

Por último, los precios de partida son de 40.837 y 47.337 euros, respectivamente. En su completa gama ambos modelos también disponen de motorizaciones diésel con potencias de 150 y 190 CV, tracción delantera y a las cuatro ruedas y cambios manuales de seis marchas y automáticos de ocho relaciones, con tarifas que parten de 37.762 euros (S-Max) y 46.074 euros (Galaxy).

El motor atmosférico de 2,5 litros y la asistencia eléctrica aseguran consumos medios de 6,4 litros y prestaciones más que satisfactorias

Grandes, amplios, lujosos, deportivos, eficientes y elegantes, los nuevos Ford S-Max y Galaxy incorporan la propulsión híbrida